| INFORMACIÓN GENERAL

Hizo más de treinta reclamos, pero ABSA no responde

Una familia de la calle Mandela padece un constante desborde cloacal. En el hogar vive un niño con una patología severa que obliga a evitar los focos infecciosos.

Desde hace varios meses la familia de Fernando Domínguez viene realizando insistentes reclamos ante ABSA para que la empresa resuelva los problemas de la red cloacal, que produce un permanente reflujo de líquidos hacia el interior de la vivienda.

Fernando es el papá de Valentín, un nene de 12 años que padece Piel de Cristal (epidermólisis ampollar) una extraña enfermedad crónica que lo obliga a desarrollarse en un ambiente aséptico.

“Al margen de no tener el servicio como corresponde, nuestra principal preocupación es que esto se ha transformado en un foco infeccioso para Valen, teniendo en cuenta los riesgos por la patología que padece” dijo Fernando a InfoCañuelas.

“Hemos realizado no menos de treinta reclamos. Lo único que hicieron fue una cámara en la vereda para que la red no desborde en el interior de la casa. Pero lo único que lograron fue destruir la vereda y trasladar el problema al frente de mi casa. También he solicitado que me reparen la vereda, pero no obtengo respuesta” lamentó Fernando, quien decidió acudir a los medios ante el silencio de ABSA.

Desde esa cámara construida por ABSA como paliativo brota en forma permanente agua con materia fecal que forma un pequeño arroyo en toda la cuadra de Mandela al 2.400, generando además un olor insoportable en el vecindario.

“Esto último es muy molesto pero lo que realmente más nos desespera son los riegos para la salud de Valen” concluyó Fernando.

 


Desborde en Mandela al 2.400.

 


Los últimos reclamos del 24, 26 y 27 de octubre.

 

INFOCAÑUELAS

 

Comentarios de los lectores